Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Al rescate del pepino de mar

Preparan un paquete tecnológico innovador

La sobreexplotación del pepino de mar es mundial, las especies más apreciadas (hay más de 60 especies) prácticamente ya desaparecieron. Ante tal situación, científicos se ocupan de estudiar una alternativa para frenar la desaparición de este producto marino, tal es el caso del Centro de Investigaciones y Estudios Avanzados (Cinvestav) del Instituto Politécnico Nacional, al investigar desde hace siete años su cultivo en cautiverio.
Platicamos con el doctor Miguel Ángel Olvera sobre las medidas que el Cinvestav implementa en el rescate de esta especie.

¿Qué tecnología están implementando?
Estamos generando un paquete tecnológico para el cultivo del pepino de mar en condiciones controladas como laboratorios e invernaderos. Actualmente, la parte en la que estamos trabajando es en el desarrollo larvario, la reproducción, la cría de larvas y la producción de juveniles, que serían los que se usarían en las granjas para engorda.

¿De dónde surge usar este paquete tecnológico?
La idea de hacer el cultivo de mar surgió a raíz de la explotación de este organismo por parte de los pescadores, que están sometiendo a las poblaciones naturales a una presión severa, que incluso está llegando a la sobreexplotación en algunas zonas. La producción en condiciones controladas podría ser una alternativa productiva para la pesca. La idea no es sustituir la pesca, sino dar otras opciones y generar tecnología para que la gente que no pueda salir al mar, como señoras, jóvenes o personas de tercera edad, puedan cuidar los sistemas de cultivo. Pensamos que en los puertos podría haber la empresa que se dedica al cultivo y ahí mismo se haga el procesamiento y se empaque, de manera que la mayoría del ingreso se quede en el puerto.

¿Es accesible?
Nuestro objetivo es contar con un paquete tecnológico que será transferido al sector productivo para que ellos se hagan cargo de la explotación del recurso en granjas; nosotros tendríamos que dar asesoría y capacitación. Una vez que terminemos la parte de producción de crías, vendría todo lo relacionado con sistemas de engorda.

¿Hace cuánto tiempo que empezaron a implementar este sistema?
Empezamos a trabajar el cultivo en el 2007, a raíz de que se intensificó la pesca. El Gobierno del Estado nos solicitó explorar la posibilidad de hacer este paquete tecnológico. Normalmente, estos tipos de tecnologías, cuando se parte desde cero, tardan entre 10 y 15 años en poder ser transferidos al sector productivo. Para nosotros es una especie novedosa, no sabíamos cómo tratarla en cautiverio y tuvimos que iniciar con la domesticación.

Información de contacto
Investigador Nutrición Acuícola
molvera@mda.cinvestav.mx
Laboratorios de cultivo: Puerto de abrigo de Telchac Puerto, 70 kilómetros al noreste de Mérida.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Deja un comentario

Lo más nuevo

Síguenos en Facebook

Patrocinadores

Contador de visitas:

Hoy: 1
Total: 214499

Diseño web por