Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Ayudar con lo poco que hay

Por Jorge Alanis Zamorano

Del gobierno federal ya ni promesas 

A pesar de los esfuerzos de los gobiernos estatales a nivel nacional para garantizar los apoyos y el impulso que urge en el sector agropecuario, éstos se han visto minimizados debido a los recortes realizados a los presupuestos junto con la desaparición de programas clave que en su momento, al menos garantizaban mantener en cierto nivel a los productores. Ante este panorama, solicité una charla con el MVZ Jorge André Díaz Loeza, titular de la Secretaría de Desarrollo Rural (Seder) para tener una perspectiva más clara de la posición actual del campo yucateco. Lea usted mismo.

¿Cómo están avanzando y en qué situación nos encontramos en el sector?

Este 2020 ha sido bastante catastrófico: venimos de una de las sequías más intensas de los últimos diez años que se junta con el Covid-19, afectando la comercialización con el cierre de hoteles, restaurantes y mercados, perjudicando al sector agropecuario no solo del Estado, también del país. Y para acabar, nos golpearon las inundaciones de ‘Amanda’ y ‘Cristóbal’ con efectos dañinos sobre todo a la agricultura y pastizales ganaderos, pues fueron casi 95 mil hectáreas con pérdidas de más de 2 mil millones de pesos.

¿Pidieron apoyo a la federación?

Hemos realizado diversas gestiones con el Gobierno Federal, yo he acompañado al gobernador Mauricio Vila a visitar al Ing. Víctor Villalobos de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader), pero hemos visto una negativa para otorgar apoyos y recursos que nos permitan reactivar nuestra economía.

¿Y el Gobierno Estatal que ha hecho?

El gobernador ha dado la instrucción de ayudar en la medida que se pueda a todos, principalmente a los pequeños productores quienes son con los que hemos estado trabajando; en el caso de los que viven del maíz de autoconsumo ya le entregamos 6,800 paquetes de maíz los cuales son nativos e híbridos. De igual manera, hemos apoyado a más de mil henequeneros con estímulos económicos.

También apoyamos con aproximadamente 240 toneladas de semillas de soya, la cual ha venido en aumento sustituyendo en algunas partes al maíz; el cultivo de soya requiere menos agua y para el temporal se ha dado muy bien. Este año ya estamos con el 90% de superficie sembrada con esta semilla, beneficiando a 600 productores del cono sur.

Sin embargo, hay muchas necesidades, los productores requieren diversos apoyos que no les está llegando.

Así es. El gran problema con el que nos enfrentamos es la falta de presupuesto. A nivel federal han eliminado programas como:

El de Concurrencia, donde se apoya a productores con infraestructura.

Crédito Ganadero a la Palabra, que se realizó el primer año en Yucatán y este 2020 hubo cero pesos.

Seguro Catastrófico, el cual nos sería de gran ayuda en estos momentos, pero decidieron desaparecerlo en todo el país.

Desarrollo Rural (PRODETER) se disolvió al 100%.

Todos los apoyos y programas que existían concurrentes por la federación los desaparecieron, al menos dejaron el Programa de Sanidades ya que sin él estaríamos peor, pues no podríamos comercializar fuera de Yucatán ni tampoco mantener la sanidad en la entidad.  

¿Cómo ve a la Secretaría de Agricultura Federal?

Mermada, casi desaparecida, sin recursos. Hoy acudes a la Sader y es una secretaría fantasma, vas a las instituciones a nivel federal y están cerradas o con 5 o 6 personas, tampoco se pueden hacer trámites en Desarrollo Agrario ni en la Comisión Nacional del Agua. Mira, el 75% del presupuesto para operaciones fue recortado, y si se suman los ahorros que se hacen, ¿dónde ha quedado el dinero? ¿A dónde se van esos ahorros? Porque en el campo no se ven reflejados con esta cerrada de llaves. ¡Claro que estamos de acuerdo con un gobierno austero! Pero ¿dónde quedan estos recursos? Nosotros con lo poco que manejamos estatalmente se ha dispersado como hemos podido, ya que son miles de productores y son pequeños apoyos. No hemos ayudado a grandes productores porque no tenemos el dinero.

Pero ¿están buscando otras opciones de apoyo?

Estamos viendo otros esquemas como son los fondos de garantía, pero nos está llevando tiempo ya que las instituciones crediticias federales tienen también bastantes exigencias, con estos fondos se puede apoyar a los productores medianos y también a los de la agroindustria. Estamos haciendo lo humanamente posible con lo que tenemos, no nos hemos detenido ni escondido en nuestras casas, salimos y apoyamos con los programas que nosotros manejamos en conjunto con otros, como el de Yucatán Solidario, donde reunimos más de mil toneladas de productos que donó la misma gente del campo por falta de comercialización y por solidaridad ante lo que está ocurriendo.

Se ha priorizado a los que menos tienen, aunque sabemos que el mediano y el gran productor también necesitan apoyos y recursos. El campo no se detiene y estamos de frente trabajando para que se siga produciendo lo más preciado de todo ser vivo: los alimentos. 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Deja un comentario

Lo más nuevo

Síguenos en Facebook

Patrocinadores

Contador de visitas:

Hoy: 1
Total: 235817

Diseño web por