Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Elabora Semarnat plan para incentivar la agroecología en México

Busca incluir los conceptos de agroecología y patrimonio biocultural en los instrumentos de política pública ambiental.

La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales desarrolla un plan para incentivar la agroecología, el respeto y la conservación del patrimonio biocultural del país, a fin de proteger la vida de los mexicanos ante el embate de alimentos producidos con pesticidas y agroquímicos, y revertir el modelo agronómico de los últimos 60 años.

Para la Semarnat, el tema de los alimentos sanos y de calidad está íntimamente ligado con la protección del medio ambiente. Es la única alternativa para transformar la agricultura campesina y la moderna industria en una actividad con fundamentos ecológicos.

Para ello, la dependencia elabora el Programa Nacional de Transición Agroecológica y Patrimonio Biocultural que hace eco a una de las prioridades del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, y del Secretario Víctor M. Toledo, debido a que va acorde con el objetivo del Estado de garantizar el derecho humano a la alimentación nutritiva, suficiente y de calidad.

Ramón Mariaca Méndez, responsable del área de Agroecología y Patrimonio Biocultural, explicó que este programa será validado por la sociedad a través de su participación en talleres, los cuales serán apoyados por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), organismo internacional que trabaja de la mano con la dependencia.

El Programa Nacional de Transición Agroecológica lo conforman 5 ejes: Del conocimiento y educación agroecológica y de patrimonio biocultural; Uso y manejo sustentable del territorio; Disminución del riesgo socioambiental; Gobernanza para la transición y, Difusión.

Cada uno de ellos cuenta con estrategias y acciones que, entre otros objetivos, buscan establecer los conceptos de agroecología y patrimonio biocultural en los instrumentos de política pública ambiental tanto jurídicos como institucionales.

Asimismo, se trabajará en valorar y fomentar el conocimiento y cultura de los pueblos originarios sobre el manejo de sus recursos naturales, así como el de campesinos tradicionales y de organizaciones comunitarias y regionales.

El servidor público detalló que entre los retos del Programa está convencer al gremio agronómico y a los grandes agroproductores de que hay una forma más noble y distinta de producir alimentos, así como a los científicos experimentales para ayudar a potenciar el conocimiento campesino.

Asimismo, dijo, se debe convencer al consumidor final, acostumbrado a un concepto de calidad extrema y apariencia externa de los productos, a reflexionar sobre el beneficio ambiental y para la misma vida el poder lograr estos estándares.

Finalmente, señaló Mariaca Méndez, se tiene que convencer a la sociedad en general a lograr cadenas cortas y justas de comercialización de los productos agrícolas, donde el principal beneficiario de la producción agropecuaria y forestal sea el propio productor, su familia, su campo y su cultura, no los intermediarios.

En este programa nacional está presente la defensa del maíz como parte de nuestra cultura e incluye también la atención a la grave crisis que estamos enfrentando con la desaparición de los polinizadores, además del programa para lograr la prohibición paulatina de la importación del glifosato y otros agroproductos terriblemente dañinos para la salud humana y ambiental.

Ramón Mariaca enfatizó que hoy más que nunca urge reforzar la agroecología y exaltar la defensa y conservación de nuestro patrimonio biocultural nacional, sobre todo debido a esta pandemia que hoy enfrentamos: “debe hacernos reflexionar sobre nuestra relación con la naturaleza. Sin duda es un llamado de atención”, aseguró.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Deja un comentario

Lo más nuevo

Síguenos en Facebook

Patrocinadores

Contador de visitas:

Hoy: 2
Total: 213734

Diseño web por