Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Inundaciones provocan aumento en el precio de los vegetales

Con las abundantes lluvias que cayeron con el paso de la tormenta tropical “Cristóbal” muchos cultivos se inundaron y perdieron, sobre todo los que son traídos de la zona sur del Estado, lo que derivó en el aumento de los precios de hortalizas y otros vegetales hasta en un 100%, según se pudo constatar en el mercado municipal y otros establecimientos del ramo.

Las hortalizas, legumbres, verduras y todo tipo de productos del campo, en su mayoría son traídos de los plantíos del Cono Sur, y también las fruterías son surtidas desde varios municipios del sur del Estado.

En comparación con la zona sur, los horticultores de la zona oriente son pocos.

En el caso de la cabecera de Valladolid, algunas locatarias del mercado traen su mercancía de Popolá y de Chan Yokdzonot o de Ticuch, en donde hay plantíos de hortalizas como rábano, chile habanero, lechuga, cilantro, entre otras cosas, pero otros productos como cebolla, tomate, cítricos como el limón y naranja agria, mango o aguacate, son traídos de otros puntos.

La zanahoria, papa, coliflor, brócoli, y otros productos son traídos de otros estados de la República o estados del Sureste, que también fueron afectados por la tormenta, de modo que eso originó que los precios se disparen hasta en un 100%, según se pudo constatar en el mercado municipal.

A manera de ejemplo antes del paso de la tormenta, el chile habanero se conseguía hasta en $5 una bolsa con hasta siete frutos de regular tamaño; ahora el precio es de dos unidades por el mismo precio.

Una cebolla de regular tamaño se vende en la actualidad en unos $8, mismo precio en que se vende un mango de la especie paraíso.

El tomate desde hace más de 15 días se mantiene entre $20 y $25 el kilo, dependiendo de lo que pueda conseguir la gente, y hay puntos donde piden hasta $30, según la calidad y el tamaño.

Un atado de unos 10 rábanos se vendía a $5, y ahora piden a un peso por cada uno ya sea chico o grande, la naranja agria se vende a $5 la pieza y muchas no son de buena calidad, el cilantro tiene un precio de $5 el atado pequeño cuando antes costaba tres pesos, entre otras cosas.

Algunas locatarias del mercado comentaron que los precios subieron, debido a que la mayor parte de los cultivos se perdieron por las inundaciones, lo que motivó a sus proveedores a aumentar sus precios, así que a ellas no les queda más remedio que comprar lo que les llega, y como son productos que pide la gente, pues lo compran, aunque en cantidades menores, lo cual las afecta a ellas porque las ventas han bajado.

.

Fuente: DDY.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Deja un comentario

Lo más nuevo

Síguenos en Facebook

Patrocinadores

Contador de visitas:

Hoy: 1
Total: 254441

Diseño web por