Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Por la protección de semillas mejoradas

Para cumplir con las adecuaciones necesarias que requiere de la leyes mexicanas el Tratado de Libre Comercio entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), en el país ya se trabaja la actualización de la Ley Federal de Variedades Vegetales.

Entre los principales puntos a modificar de esta Ley, promulgada en 1996, se encuentra el tiempo de protección de los materiales que se generen, como semillas mejoradas.

La Ley actual establece un periodo de entre 15 y 18 años de protección para las variedades vegetales que se desarrollen en función de si son cultivos anuales o perennes y ahora se busca que sea entre 20 y 25 años.

“Incrementa este periodo de protección considerando que generar una variedad vegetal y semilla mejorada no es de la noche a mañana, puede tomar 10 o 15 años para que pueda llegar a manos de los agricultores.

“Son procesos de investigación de mejoramiento genético, de desarrollo de pruebas que duran más de 10 años en algunos casos y requiere una gran inversión de recursos económicos para poder llegar al mercado”, explicó Mario Puente, presidente de la Asociación Mexicana de Semilleros (AMSAC).

La Ley debe ser modificada pues dentro del Tratado se estableció un punto para la armonización de los tres países con los principios internacionales que rigen la obtención y protección de variedades vegetales y México aún no lo ha realizado.

De acuerdo con la AMSAC ya se iniciaron los trabajos de modernización de la Ley con las autoridades, y la iniciativa busca dar mayor incentivo para la inversión en investigación y desarrollo de semillas mejoradas.

“La ley que tenemos se hizo hace casi 25 años, las condiciones que teníamos en aquellos tiempos eran diferentes a las que tenemos hoy, la agricultura no es la misma y las necesidades también han cambiado y los retos son mayores.

“Desde ese tiempo no se ha actualizado la Ley y es muy importante que aprovechemos esta ocasión para actualizarla, mejorarla y generar las condiciones más apropiadas para que el sector semillero pueda invertir”, señaló Puente.

Otro punto a modificar es una medida sobre el combate a la piratería en vegetales y semillas.

Actualmente el dueño de una variedad sólo puede reclamar cuando alguien la está usando en la fase de producción, pero ahora se busca ampliar la posibilidad de aplicar una sanción o reclamar regalías cuando la producción de la variedad que fue utilizada ilegalmente ya esté en el mercado.

Otro aspecto es el relacionado con los procesos administrativos y sanciones que se pueden aplicar en el combate a la piratería de semillas, ya que hoy son muy limitados, añadió.

Las pérdidas económicas por la piratería de semillas en el país oscilan entre 80 millones y 100 millones de dólares anuales.

.

Fuente: Reforma.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Deja un comentario

Lo más nuevo

Síguenos en Facebook

Patrocinadores

Contador de visitas:

Hoy: 1
Total: 232304

Diseño web por