Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Presas mexiquenses sin recuperar el 100% de su nivel de agua

ELIZABETH RÍOS. EL SOL DE TOLUCA.

Temporada de lluvias 2020 concluye el 30 de noviembre próximo

Foto: cortesía.

A 20 días de que concluya la temporada de ciclones de este año, la cual se prevé culmine el 30 de noviembre según la Comisión Nacional del Agua (Conagua), las trece presas mexiquenses monitoreadas por el Sistema Nacional de Información del Agua Monitoreo de las Principales Presas de México apenas acopiaron en conjunto el 59.99% de su capacidad máxima.Es decir, en conjunto, de los 960.77 hectómetros cúbicos (Hm3) en su Nivel de Aguas Máximas Ordinarias (NAMO), las trece presas mexiquenses apenas tienen un almacenamiento de 576.38 hm3, al 09 de noviembre de este año.De acuerdo con el reporte, sólo dos presas cuentan con un nivel igual al 100 y 101% de su capacidad, mientras que seis más se ubican por arriba del 60%.

De las presas restantes, dos se encuentran por arriba del 40% pero sin alcanzar la mitad de su almacenamiento, y 3 más tienen niveles críticos, al estar por debajo del 20% de su máxima capacidad.

Almacenamiento mayor al 60%

Las presas con mayor almacenamiento de agua, según el Sistema Nacional de Información del Agua Monitoreo de las Principales Presas de México de la Conagua son la Ignacio Ramírez ubicada en Almoloya de Juárez, con un 101% de su capacidad y la San Andrés Tepetitlán ubicada en San Felipe del Progreso, con casi un 100% de almacenamiento.

A estas le siguen la presa Madín en Naucalpan con un 79% de su capacidad; la presa Sierra de Guadalupe en Cuautitlán Izcalli con un 67.59%; la de Valle de Bravo al 80.82% y la Villa Victoria, con un 50.12% de su capacidad máxima.

En la lista de presas con más del 60% de su capacidad también destaca la presa Concepción, en Tepotzotlán, que tiene un 66.47% del máximo de su capacidad de almacenamiento, mientras que la presa Ñadó, en Aculco, apenas rebasó el 50% de su capacidad al registrar 54.04%.

Menos del 50%

Los cuerpos de agua que no alcanzan ni el 50% de su capacidad, pero que todavía no están en niveles críticos son la Danxhó, en Jilotepec con el 45.63% y la de San José Francisco Trinidad Fabela en Atlacomulco con 47.63%.

Niveles críticos

De acuerdo con el encargado de la Vocalía Ejecutiva de la Comisión del Agua del Estado de México (CAEM), para que una presa pueda abastecer de agua debe contar con más del 20% de agua de su capacidad máxima.

Las presas mexiquenses que se encuentran por debajo de ese nivel son la presa El Molino, ubicada en Aculco, con un nivel de apenas el 19.50% de su capacidad máxima; la Huapango en Timilpan con el 14.32% y la José Antonio Alzate, en Temoaya, con 11.52%.

Cabe mencionar que en la entidad la demanda de agua incrementó entre un 30 y 40% derivado de la contingencia sanitaria por el Covid-19, según estadísticas de la CAEM.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Deja un comentario

Diseño web por