Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Reto superado

Reviviendo muertos

 

Un árbol pequeño que adquirí iniciando julio del 2017, según me afirmaron es un limón con injerto de mandarina “limondarina” lo bauticé… Algo sucedió pues comenzó a quedarse sin hojas, no sin antes ponerse amarillas pálidas. Lo cambié de lugar pensando que el problema era el poco sol que le daba, sin embargo, no hubo resultado, nada hacía que crecieran las hojas y cuando brotaban perdían color y desaparecían.

 

Al no saber qué sucedía comencé a preguntar. Muchos amigos me ofrecieron respuestas -y que agradezco infinitamente- los de SALGAX me ofrecieron visitarlo para ver directamente lo que sucedía. Llegaron, observaron y solo dijeron: “Tu árbol está vivo, sus ramas están verdes, pero…está muy enfermo y es seguro que no sobreviva ya que las puntas de las ramas comienzan a secarse. Hagamos algo -con mucha seguridad me hablaron- te daremos nuestro producto y lo aplicarás de la siguiente manera… y si con esto no se repone es seguro que tendrás que cambiarlo por otro que esté sano. Pero estamos ciertos que sobrevivirá con esto -una botella con SALGAX-.

 

IMG_20180120_111235 IMG_20180223_072458

De los 8 meses que tengo el árbol, los últimos dos fueron cruciales y la verdad con algo de incredulidad, hasta no ver no creer ¿cierto? He aquí los resultados, me llamaron cada semana para saber los cambios. “Nada pasa, se pone peor…” les decía durante el primer mes, hasta que le brotaron algunas hojas, ahora está floreciendo. Es para mí un gusto narrar un caso real y mejor aún, este reto se lo propuse a ellos. Si se salva mira que se los platico a todos mis amigos y si no… también. ¿Va? -les pregunté-, ellos aceptaron y aquí se los dejo.

 

Por Jorge Alanis Zamorano

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Deja un comentario

Lo más nuevo

Síguenos en Facebook

Patrocinadores

Contador de visitas:

Hoy: 1
Total: 213180

Diseño web por